sábado, 30 de junio de 2012

ELCOMERCIO ESTÁ DEPRIMIDO Y LAS EMPRESAS AJUSTAN SUS ESTRATEGIAS

La Feria de Durán se inauguró el pasado 2 de octubre. Ese día asistieron 17 000 personas. El lunes 5 se registró el mayor número de visitas, pues el costo de la entrada fue de USD 0,50, para adultos. Según María Gloria Alarcón, presidenta de la Cámara de Comercio de Guayaquil -entidad que organiza la feria-, en ese recinto los negocios tienen dos estrategias: vender y posicionar su marca o sus productos. Los expositores más pequeños, señala Alarcón, tienen la expectativa de vender durante los 10 días. Sobre todo los más artesanales. La Cámara calcula que en promedio una familia gasta USD 30 cuando visita la feria, esto incluye el valor de la entrada, del gasto en los patios de comida y en compras menores. "Es una novelería para los consumidores, ellos tienen un rubro destinado para gastar ahí. Pero eso no es un reflejo de lo que realmente sucede en la economía donde ya se siente una recesión". Los expositores más grandes, en cambio, utilizan la feria como una vitrina para dar a conocer nuevas marcas o posicionar las actuales. Además, tener un vínculo directo con sus potenciales clientes. Andrés Mata, presidente de la Asociación de Almacenes de Electrodomésticos, no quiere adelantar los resultados de la feria, pues los días de mayor afluencia son en el feriado. Dice que esta exposición sirve para mantener la imagen de las empresas, pero no refleja la situación comercial del sector. Para este año se espera una reducción del 30 por ciento en ventas, debido a las restricciones a las importaciones. El Banco Central proyectó un crecimiento de 1,4 por ciento para el sector comercial en 2009, pero en el primer semestre fue -2,41 por ciento. El Comercio, 8 oct. 2009, p. 7

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada