viernes, 8 de marzo de 2013

GRECIA TRATA DE EVITAR LA BANCARROTA

Europa mira a Atenas con una mezcla de ira y desesperación: ¿impondrán al fin los griegos las drásticas medidas de ahorro que les exigen? El nuevo paquete de ayuda debe llegar rápido para evitar la suspensión de pagos estatal, pero el aumento de la oposición interna y las difíciles negociaciones y la implementación de las reformas arrojan la duda de si Atenas lo recibirá a tiempo. En tanto, el Gobierno griego busca los caminos para que todas las agrupaciones políticas firmen una promesa de reformas, importante condición que los controladores de la troika internacional integrada por la Comisión Europea, el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), pusieron para que el país reciba el segundo paquete de ayudas de 130 000 millones de euros (unos $170 000 millones). Entre esta promesa de reformas se encuentran la aplicación de la reducción del 22 por ciento del salario mínimo, el recorte del 15 por ciento de las jubilaciones y el despido de 15 mil trabajadores. En tanto, los acreedores públicos y privados esperan con impaciencia el aval político, después de tres semanas de tensas negociaciones. Hoy, 9 feb. 2012, p. 9

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada