martes, 1 de enero de 2013

IRLANDA TIENE PROBLEMAS DE ESTABILIDAD FINANCIERA

El esquema de un paquete de rescate para Irlanda está saliendo de la vorágine de la última crisis de la zona euro. Mientras los ministros de Finanzas de la zona euro se preparaban anoche para reunirse en Bruselas, el Gobierno irlandés está empezando a hacer una distinción muy fina entre lo que se necesita ser salvado o no: el Estado de Irlanda no requiere un rescate, dice, pero el sector bancario necesita ayuda para su reestructuración. El Banco Central Europeo, que ha estado ayudando a comprar bonos de Irlanda para tratar de apuntalar las finanzas del país, quiere que Irlanda aproveche las decenas de miles de millones de fondos europeos para estabilizar el sector bancario y evitar el riesgo de contagio a otros países débiles de la eurozona. Portugal se tambalea y Grecia está exasperado con Alemania. Al igual que muchos, el primer ministro griego, George Papandreou, culpó a Alemania por provocar la última ronda de pánico en los mercados presionando a la UE a buscar un sistema de reestructuración de las deudas de los países que luchan por pagar. "Esto podría forzar a las economías a una quiebra", se quejó Papandreu. El primer ministro irlandés, Brian Cowen, insiste en que su país no necesita un rescate, ya que tiene suficientes reservas para estar cubiertos hasta el próximo verano. Este es un extraño cambio de rumbo en el momento de la crisis griega. Luego fueron los donantes que dudaron en dar la ayuda. Ahora son los destinatarios que están vacilantes sobre aceptar la misma. Expreso, 17 nov. 2010, p. 11

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada