domingo, 30 de junio de 2013

EL PROYECTO DE ASEGURAMIENTO UNIVERSAL COJEA POR LAS FUENTES DE FINANCIAMIENTO

El Gobierno busca ir hacia una seguridad social universal, que proteja a todos los ecuatorianos, y el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) es clave en este objetivo. Pero la iniciativa podría enfrentar un escenario difícil, en especial en los temas de pensiones y salud. Un informe de la consultora Actuaria, de marzo pasado, revela que los seguros de pensiones y de salud del IESS tienen déficit actuarial (en el futuro los gastos serán superiores a los ingresos) por USD 5 142 millones y 2 613,1 millones, respectivamente. Esto ocurrirá si no se toman medidas. El seguro de pensiones vivirá esta falta de dinero dentro de 37 años, mientras que el de salud, en los siguientes siete años. En cambio, los otros dos seguros, de Riesgos del Trabajo y Seguro Social Campesino, registran superávit (los ingresos serán mayores que los gastos). El documento señala que las reformas introducidas por la Asamblea en el 2010, sin base técnica, deteriora la situación financiera de estos seguros. Antes de la reforma, la ley solo cubría a los hijos de los afiliados menores de seis años. Esto mientras el Régimen busca incorporar a más población (migrantes, adultos mayores y personas de bajos recursos, etc.) a los beneficios de la seguridad social. Desde mediados del año pasado, trabaja en una reforma a la Ley de Seguridad Social con este objetivo. El Comercio, 8 mayo 2013, p. 6

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada